© Bles.com
Captura: 14/06/2018 09:43 | Propiedad: Bles.com | Categoría: Deportes | Visto: 2

La ceremonia de inauguración del Mundial se convirtió en algo parecido a los descansos de la Superbowl para dar el pistoletazo de salida al torneo de la manera más espectacular posible. Los actos fueron esta vez distintos a otras ocasiones. Las actuaciones musicales se impusieron a los bailes relacionados con la cultura del país anfitrión. Tras la aparición con la copa de Casillas y la modelo Natalia Vodionova, un vídeo grabado sobre el río Moscova y con música de Tchaikovsky permitió iniciar con música clásica una ceremonia que fue de menos a más.

El violinista Yuri Bashmet, ganador del Grammy en 2007, y el pianista Danil Triifonov, que se llevó el mismo galardón pero en 2017, tocaron sobre el césped. Uno de los momentos importantes llegó cuando entró al campo Ronaldo Nazario, otra leyenda del fútbol mundial, que además lo hizo junto a la superestrella del pop Robbie Williams. El inglés cantó en una primera parte “Let Me Entertein You” acompañando de bailarines y freestylers.

La ceremonia continuó con la actuación del compositor Alexander Boldachev, justo en el momento en el que un pájaro de fuego se abría y permitía comprobar dentro a Aida Garifullina, la cantante que se unió a Robbie Williams para acompañarle en las dos últimas canciones. Fueron dos de sus hits más importantes, “Feel” y “Angels”, que hicieron ponerse de pie al público en las gradas.

Otra presencia de Ronaldo, en este caso con la mascota del torneo, Zabivaka, fue la antesala del colofón final a la ceremonia. Robbie Williams interpretó “Rock DJ” y dio paso a la entrada al césped de los protagonistas del encuentro. Una ceremonia de lo más musical, algo fría, con el que dar inicio a un torneo que durante un mes recorrerá las principales ciudades rusas.

Aritz Gabilondo

Fuente: AS

Comentarios