© El Comercio
06/12/2017 15:26 | Fuente: El Comercio | Categoría: Economia | Visto: 1

La Sociedad Peruana de Energías Renovables (SPR), gremio presentado hoy, informó que actualmente solo el 2,7% de la matriz energética nacional está compuesta por energías renovables (RER) no convencionales, sin considerar hidroeléctricas, cuando cuenta con un potencial mucho mayor por desarrollar: una cartera de proyectos eólicos, solares y de biomasa que bordea los US$ 2.000 millones.  

"Existen al menos 16 proyectos RER en el sur del Perú. Somos unos de los países con mayor potencial de desarrollo de este tipo de generación de energía, pero la legislación actual y la inacción de algunas autoridades pasadas no han permitido que este sector en el nivel de importancia que se le da en Chile o Argentina, por ejemplo", comentó el presidente de la SPR, Juan Coronado.

Coronado considera que el Perú puede crecer competitiva y económicamente ganando seguridad energética, reduciendo sus costos, sin contaminación y cumpliendo sus compromisos en el Tratado de París. Sin embargo, advierte que existen trabas institucionales que limitan el desarrollo del sector. 

"El Perú es el único país que no tiene una meta para usar las energías renovables, sino un límite. Existen limitaciones en temas como licitaciones, que no se hacen con la regularidad esperada, hasta con afirmaciones técnicas erradas sobre el potencial que tienen las RER", comentó Coronado.

En este contexto, el gerente general de la SPR y ex viceministro de Energía, Pedro Gamio informó que hasta el momento el Perú ha invertido más de US$ 1.000 millones en la ejecución de proyectos eólicos, solares y de biomasa; pero que el potencial se ve afectado por una suerte de discriminación hacia los proyectos RER. 

"La urgencia de cambiar el mix de generación de electricidad actual a las RER no convencionales debe ser materia de política de Estado: en el 2020, el comercio mundial va a exigir la certificación de huella de carbono para empresas y gobiernos. De hecho, hoy, a escala global, ya se invierte tres veces más en RER que en la generación térmica tradicional", apuntó Gamio.

Por otro lado, Coronado sostuvo, utilizando información del Comité de Operaciones del Sistema Interconectado Nacional (COES), que para el 2021, la oferta de energía que tiene el Perú se verá superada por la demanda, por lo que es probable que "tengamos que recurrir a las reservas de diésel, lo cual elevará el precio a US$ 150 dólares el megavatio/hora (actualmente el precio es de aproximadamente $48)".

GASODUCTO SUR PERUANO

Por otro lado, ante la problemática que vive actualmente el desarrollo del Gasoducto Sur Peruano (GSP), Coronado señaló que los proyectos de RER no convencionales deben tomar esto como una ventana de oportunidades a aprovechar.

"El GSP no va a reducir costos, solo va a llevar energía a más lugares, algo que se puede hacer ahora mismo con energía solar, por ejemplo. ¿Por qué esperar cinco años (haciendo referencia a la central hidroeléctrica San Gabán III) para beneficiar a los consumidores finales si podemos empezar a licitar proyectos hoy?", cuestionó Coronado. 

Lea más noticias de Economía en… 

Comentarios