© Tome
07/12/2017 05:50 | Fuente: Tome | Categoría: Miscelaneas | Visto: 1

Si creías que la relación perfecta es aquella en la cual la pareja no discute, ¡te equivocas! Para el coach de parejas Víctor Zegarra, los pequeños altercados son necesarios a fin de que hombre y mujer se conozcan más.



“Nadie busca las discusiones, pero son importantes porque permiten a las parejas expresar lo que sienten e intercambiar puntos de vista, porque todos somos distintos”, destaca.

El experto señala que debemos preocuparnos cuando no se producen esos ‘cortocircuitos’, porque en el afán de evitar un enfrentamiento se guardan y acumulan fastidios que podrían explotar y convertirse en una verdadera pelea. Los beneficios de estas discusiones son:

  1. Crean una convivencia sana.
  2. Hombre y mujer se quitan las caretas.
  3. Generan una relación a largo plazo.
  4. Evidencian el punto de vista real de una situación.
  5. La pareja aprende a llevar los distintos estados de ánimos.

“Está mal transformar una discusión en una pelea, porque es ahí donde se pierde el control. Esto normalmente ocurre cuando no se tiene argumentos para conversar y sale el lado ‘cavernícola’ de las personas”, señala Zegarra.

Discutir no es pelear, y tampoco implica violencia física ni psicológica.

Si te interesó lo que acabas de leer, puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter, y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.

Comentarios