Captura: 13/03/2018 11:36 | Propiedad: Diario Correo | Categoría: Politica | Visto: 2

El fiscal José Castellanos ordenó realizar peritajes financierosa las cuentas del líder del Partido Aprista, Alan García, y de tres exministros de su segundo gobierno, como parte de la investigación que se les sigue por el presunto delito de lavado de activos.

Las diligencias servirán para determinar si hay o no desbalance patrimonial entre los ingresos y egresos de los investigados durante el periodo que va de 1991 a 2006.

García es investigado junto con su exesposa Pilar Nores y los exfuncionarios Hernán Garrido Lecca, José Antonio Chang y Aurelio Pastor. También está contemplado en la carpeta fiscal el exsecretario del expresidente, Luis Nava.Según el Ministerio Público, ellos serían parte de una organización criminal que tiene el estilo de las mafias Camorra y Ndrangheta.

PERITAJE MINUCIOSO

Correo conoció que Castellanos estableció un plazo de 60 días para realizar las diligencias. Durante ese tiempo, solicitará documentos a la Superintendencia de Banca a nivel nacional, a la Superintendencia Nacional de Registros Públicos y a otras entidades. 

Fuentes de la Fiscalía refirieron que estas acciones resultan pertinentes para que posteriormente se practique una pericia oficial contable con el fin de establecer si las transacciones efectuadas en el sistema financiero (de los investigados) se ajustan a sus ingresos legalmente constituidos. También se verificará si las adquisiciones de muebles e inmuebles efectuadas corresponden a la capacidad de gasto que tuvieron en su oportunidad.

DEFENSA

Al respecto, Erasmo Reyna, defensor legal de García, declaró a Correo que esta disposición es “imposible”, pues la documentación que se desea revisar del año 1991 ya no existe.

“Es un peritaje financiero que ha ordenado el fiscal (Castellanos). Nosotros estamos acreditando con documentos todas las pericias que se solicitan. De acuerdo a la normatividad, y tomando en cuenta lo dispuesto por la Fiscalía de revisar cuentas del año 1991, hay documentos que ya no existen, es un imposible”, manifestó el letrado. 

Como se recuerda, en setiembre de 2017 el titular de la Primera Fiscalía de Lavado de Activos dispuso que se amplíe a 36 meses la pesquisa contra los políticos mencionados y otras 10 personas. Según la hipótesis del Ministerio Público, García sería el líder de una estructura dedicada a lavar dinero producto de supuestos actos ilícitos a través de testaferros. 

Una de las tesis que maneja Castellanos y su equipo es que la fundación “Rayitos de Sol”, que constituyó Alan García con su entonces esposa en 1985, sirvió de fachada para canalizar montos de dinero obtenidos ilegalmente. Sin embargo, el expresidente ha asegurado que es inocente de cualquier delito y que se encuentra presto a abrir sus cuentas, las cuales, según precisa, ya fueron rastreadas por las autoridades en 2014.

Comentarios